PALMA DE MALLORCA, 8 Nov.

    El Juzgado de Instrucción número 4 de Palma festeja este miércoles, a las 09.30 horas, un juicio a un hombre, su hermana y su cuñado, todos de origen chino, acusados de quedarse con el dinero que su esposa invirtió en un negocio familiar.

    Conforme el escrito de la Fiscalía, uno de los acusados, que era el marido de la denunciante, resolvió un contrato con su hermana y su cuñado a fin de que explotasen la tienda de ropa que habían montado 2.

    Presuntamente, el hombre aprovechó un viaje de su mujer a China para establecer el contrato con los otros 2 acusados y, de esta forma, procuraron privar a la mujer de las ganancias de las mercaderías y su pertinente inversión.

    Específicamente, la Fiscalía solicita 4 años de prisión para cada uno de ellos de los acusados y una indemnización de 121.117 euros por los perjuicios.


    Buscar
    Quizás te interese...