PALMA DE MALLORCA, 6 Dic.

    La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Baleares juzga este jueves, desde las 12.00 horas, a un hombre, de 66 años de edad, por pegar a 2 policías mientras que era detenido por vender coca en Magaluf, Calvià.

    La Fiscalía acusa al hombre de un delito contra la salud pública, de resistencia y de lesiones y, en consecuencia, pide 4 años y 3 meses de cárcel, como un mes de multa con una cuota diaria de 6 euros.

    Conforme el escrito del fiscal, el hombre, en situación irregular en España, estaba en las proximidades del Hotel Samos en Magaluf cuando los agentes verificaron de qué forma le entregaba una bolsa con coca a otro individuo.

    Entonces le dieron el alto para detenerlo, mas el acusado empezó a efectuar aspavientos y a empujar a los agentes. En un instante del enfrentamiento, cayeron los 3 al suelo y un conjunto de jóvenes que estaban cerca comenzaron a pegar a los policías mientras que trataban de paralizar al acusado.

    A consecuencia de estos golpes, conforme la Fiscalía, uno de los agentes padeció una contusión en el cuello y desgastes en el brazo izquierdo. El otro tuvo múltiples magulles en el lumbago y el costado, como desperfectos en su móvil.

    Aparte de la pena de prisión, la Fiscalía solicita que el acusado indemnice a los agentes con 365 euros por las lesiones sufridas.


    Buscar
    Quizás te interese...