PALMA, 31 Ene.

    Baleares ha acabado el año 2020 como la primera comunidad autónoma en la ejecución de los fondos europeos Feder, con cerca del 80 por ciento certificado, prácticamente el doble de la media autonómica de ejecución y asimismo por encima de la media de la UE.

    Conforme ha informado Conselleria de Hacienda y Relaciones Exteriores este domingo en una nota de prensa, Baleares ya ha ejecutado prácticamente 110 millones de euros del programa Feder pertinente al periodo que entiende desde el año 2014 hasta el 2020. Por vez primera, las Islas han cerrado un ejercicio encabezando el nivel de ejecución de los fondos Feder en España.

    Conforme con los datos libres de finales del pasado 2020, el grado de ejecución de la Comunidad Autónoma ha sido hasta este instante del 79,1 por ciento. Específicamente, 108 millones en las ayudas del programa Feder pertinentes a gasto certificado por la parte del Govern, respecto del total de 136,4 millones de ayudas programadas.

    Baleares ha acelerado el ritmo de justificación de las inversiones europeas, aprovechando la mayor flexibilidad concedida para atender las consecuencias de la crisis provocada por la COVID-19. Este avance no solo asegura la completa absorción de unos fondos europeos cuyo plazo de justificación terminará en 2023, sino asimismo ha tolerado situar a Baleares al frente en el nivel relativo de ejecución de los fondos.

    Ciertos proyectos financiados han sido reconocidos como buenas prácticas por la parte del Ministerio de Hacienda. Es el caso, por poner un ejemplo, de convocatorias de ayudas a las compañías y entidades locales para la instalación de placas fotovoltaicas para autoconsumo, el establecimiento de puntos de recarga para automóviles eléctricos, la mejora de las depuradoras de Ferreries y Binissalem, la construcción del nuevo IES de Santa María, la instalación de equipos de sala digital en centros públicos enseñantes y la integración de sistemas de información y equipamiento a bordo en el transporte sanitario.

    Otros proyectos reconocidos como buenas prácticas por la parte del Ministerio han sido la electrificación de los corredores ferroviarios del Link-Sa Pobla y Link-Manacor o bien el proyecto para la detección y control de la avispa asiática invasora en Mallorca por medio de la ciencia, que fue premiado con el segundo premio al mejor proyecto de los fondos Feder, en el acto anual 2019 de Política Regional y Fondos Europeos de España.

    Así, la Conselleria de Hacienda y Relaciones Exteriores espera poder comenzar cuanto antes las inversiones a financiar a cargo de los nuevos fondos REACT-USA para impulsar la reparación de la crisis en el contexto de la pandemia de la COVID-19 y la preparación de una restauración verde, digital y resiliente de la economía.

    En los últimos meses se ha llevado a cabo un intenso trabajo de identificación de posibles proyectos velozmente ejecutables que dejen hacer en frente de las crecientes necesidades provocadas por los efectos sociales y económicos de la COVID-19.

    "Los datos acreditan la administración de los fondos europeos llevada a cabo en los últimos tiempos. Desde Balears, no se ha debido devolver ni un euro al presupuesto comunitario en los últimos 5 años", ha valorado la consellera de Hacienda y Relaciones Exteriores, Rosario Sánchez, quien ha señalado el buen trabajo de la Dirección General de Fondos Europeos, como el "reto y la oportunidad" que supone la llegada de nuevos fondos europeos para hacer en frente de la crisis de la COVID-19.

    A lo largo de este año 2021, se comenzará la programación de los fondos de la futura Política de Cohesión para el periodo 2021-2027, la integración de los recursos del mecanismo REACT-USA, de Ayuda a la Restauración para la Cohesión y los Territorios de Europa, uno de los instrumentos que componen el nuevo fondo europeo, y la ejecución de los proyectos que accedan a la financiación procedente del mecanismo de Restauración y Resiliencia, el otro instrumento del fondo Next Generation.

    A fines de diciembre del pasado año, el Ministerio de Hacienda comunicó al Govern la asignación de 300 millones de euros del fondo REACT-USA a Baleares, del total de 10.000 millones distribuidos de manera directa entre las comunidades, en la celebración telemática del Foro de discusión Excepcional de Economía y Política Regional. Esta asignación ubica a Balears como la segunda comunidad autónoma que va a recibir más recursos por cabeza en el reparto de este fondo, sobre la media autonómica de ingresos por habitante.

    La Dirección General de Fondos Europeos ha avanzado los trabajos precisos para añadir cuanto antes estos recursos que se sumarán a los presentes programas operativos de Feder y FSE. Esta aportación de 300 millones, a ingresar entre 2021 y 2022 y con un plazo de ejecución hasta el año 2023, dejará financiar, entre otras muchas, inversiones en servicios públicos esenciales y medidas para contribuir a la restauración de la economía y la utilización.


    Buscar
    Quizás te interese...