PALMA, 15 Mar.

    Baleares se situó a lo largo de 2020 como la comunidad autónoma con más víctimas de violencia sexista por cada 10.000 mujeres, con una ratio de 93,8, sobre la media nacional que fue de 60,2, conforme el Informe anual sobre violencia sexista hecho público este lunes por el Observatorio contra la Violencia Familiar y de Género.

    Tras el archipiélago se ubican Comunidad Valenciana, con 81,5; Canarias, con 80,5; Murcia, con 79,5; Andalucía, con 67,9, y la capital de España, con 61,8. Las tasas más bajas se dieron en Castilla y León, con 39; Aragón, con 40,2, y Extremadura, con 41,4.

    En Baleares, el número de mujeres víctimas de la violencia sexista y el número de demandas presentadas a lo largo de 2020 redujeron un 12,8 por ciento y un 10,1 por ciento , respectivamente, respecto a 2019. Asimismo fue menor el número de órdenes de protección (un 7 por ciento menos).

    Desde el Observatorio contra la Violencia Familiar y de Género han apuntado que el descenso en los primordiales indicadores de la violencia sexista es consecuencia directa de la crisis sanitaria y, en especial, de los meses de confinamiento, a lo largo de los que se apreciaron las mayores alteraciones. Sin embargo, el número de mujeres que se acogieron a la dispensa del deber de declarar aumentó un 25,6 por ciento en Baleares.

    DENUNCIAS POR VIOLENCIA DE GÉNERO

    A lo largo del año 2020, los juzgados de Baleares recibieron un total de 5.838 demandas por violencia sexista, un 10,1 por ciento menos que en el año precedente, en el que se presentaron 6.493 demandas. Las mujeres víctimas de violencia sexista fueron 5.506 (descenso del 12,8 por ciento ), de las que 2.468 eran extranjeras.

    En el año pasado, en las Islas en 683 casos la víctima de violencia sexista se acogió a la dispensa de la obligación legal de declarar, lo que supone un porcentaje del 25,6 por ciento más que con relación al 2019 que fueron 544. Del total de mujeres que se acogieron a la dispensa, 387 eran españolas y 296 eran de otras nacionalidades.

    Además de esto, a lo largo de 2020 se pidieron en los órganos judiciales de las Islas 1.179 órdenes de protección, lo que supone un 7 por ciento menos de las que se solicitaron en 2019, que fueron 1.268. De las órdenes de protección, un total de 966 fueron adoptadas y 213 fueron rechazadas.


    Buscar
    Quizás te interese...