PALMA, 25 Ene.

    La brecha entre compradores y vendedores en el momento de adquirir una residencia roza los 75.000 euros en Baleares, la cantidad más alta del conjunto de las autonomías, conforme se desprende de datos del portal inmobiliario pisos.com.

    Conforme el último informe de oferta y demanda del portal, los vendedores en Baleares ofrecen un piso tipo por un costo medio de 247.440 euros, al paso que los compradores contaban con un presupuesto de 172.500 euros.

    El desajuste entre compradores y vendedores medró a nivel estatal hasta los 40.000 euros. Los pisos en España cuelgan el cartel de 'Se vende' por un costo medio de 137.520 euros, mas la demanda busca residencias por 97.500.

    En lo que se refiere al mercado de alquiler, la brecha entre dueños y también inquilinos es de 173 euros en Baleares: los pisos se ofrecen por 823 euros de media mas se procuran por 650 euros. Baleares es una de las Comunidades donde los inquilinos están prestos a abonar más.


    Buscar
    Quizás te interese...