PALMA, 23 Abr.

    Baleares retrasará desde este sábado el toque de queda a las 23.00 horas y suprimirá los límites de núcleos de convivencia en las asambleas familiares o bien sociales en el exterior, como en las terrazas de los bares y restoranes.

    De este modo se acordó este pasado jueves en la asamblea de la Mesa de Diálogo Social, que estuvo encabezada por la presidente del Govern, Francina Armengol. Las nuevas medidas se han aprobado este viernes en un Consell de Govern excepcional y se van a aplicar desde este sábado a lo largo de 15 días.

    En todas y cada una de las Islas, las asambleas sociales y familiares en el interior proseguirán siendo para 6 personas de 2 núcleos de convivencia diferentes.

    En el caso de Mallorca y también Ibiza, los bares y restaurants van a poder usar las terrazas al 100 por ciento , con 4 personas por mesas sin límite de núcleos de convivencia. El cierre va a ser a las 17.00 horas de viernes a domingo, mas de lunes a jueves se va a poder abrir de 20.00 a 22.30 horas. Los interiores prosiguen cerrados.

    En Menorca y Formentera, los bares y restoranes van a poder servir en interiores a 50 por ciento de capacidad, con 4 personas por mesa y cierre a las 17.00 horas, salvo viernes, sábados y vísperas que van a poder cerrar a las 18.00 horas; en terraza, los bares pueden servir al 100 por ciento de capacidad, mas hasta 6 personas por mesa y cierre a las 22.00 horas, salvo viernes, sábados y vísperas de festivo que deben cerrar a las 18.00 horas.

    En lo que se refiere al comercio, todos van a poder abrir hasta las 21.00 horas (Menorca y Formentera, hasta las 23.00 horas), con un aforo del 50 por ciento en las grandes superficies y del 75 por ciento en el pequeño comercio.

    Todas y cada una de las islas sostienen el nivel en el que estaban excepto Formentera, que pasa a nivel 1. Mallorca y también Ibiza prosiguen en nivel 2 y Menorca en nivel 1.


    Buscar
    Quizás te interese...