PALMA, 5 Feb.

    La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Baleares ha condenado este viernes a una pena de 4 años de prisión y trabajos comunitarios a un hombre por encerrar, conminar y atacar a su ex- novia.

    La defensa del acusado, la denunciante y la Fiscalía han alcanzado un pacto de conformidad en la vista festejada esta mañana, por el que se ha eludido la celebración del juicio y el acusado ha logrado una rebaja de las penas. El procesado ha comparecido por videoconferencia.

    El hombre ha sido condenado por un delito de lesiones, quebrantamiento de medida cautelar, amenazas y detención ilegal. Se le imponen 120 días de trabajos comunitarios, una multa de 730 euros, una orden de distanciamiento y una prohibición temporal de posesión de armas.

    Se le condena a 4 años de prisión por la detención ilegal, aunque se ha acordado la substitución de una parte de la pena por la expulsión del territorio nacional. Por otra parte, va a deber indemnizar a la víctima con 25.000 euros.

    El hombre, de 37 años de edad y con antecedentes penales, tenía impuesta una orden de distanciamiento con respecto a su ex- pareja. En razón del pacto alcanzado, el acusado ha reconocido que, en el mes de julio de 2020, a propósito que no podía acercarse ni comunicarse con ella, fue a procurarla a un bar en Palma y le conminó a fin de que lo acompañase hasta su casa.

    Una vez allá, el acusado encerró a la mujer en su casa a fin de que no se fuera y le quitó el móvil. Tras 3 días encerrada, tuvieron una discusión, en la que la golpeó en la cabeza y en las piernas, la arrastró por el suelo y la sujetó por el cuello provocándole heridas.


    Buscar
    Quizás te interese...