MENORCA, 16 Nov.

    El gerente del Área de Salud de Menorca, Romà Julià, ha trasladado este lunes al doctor Ramón Fernández-Cid una propuesta conforme con relación a su continuidad como jefe de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Centro de salud Mateu Orfila de Mahón que pasa por introducir un nuevo modelo de tipo organizativo y asistencial y de administración de pacientes críticos basándonos en criterios clínicos objetivos fijados por la Sociedad De España de Medicina Intensiva, bajo supervisión de la dirección médica.

    Desde el Área de Salud de Menorca han subrayado que este miércoles el gerente y Fernández-Cid se reunirán nuevamente con el propósito de "tratar las posibles soluciones a un inconveniente que, tristemente, está afectando a la imagen del Área de Salud de Menorca".

    "En ningún caso se ha cuestionado el valor profesional de Ramón Fernández-Cid, ni el genial trabajo que hace todo el equipo de la UCI, tanto médicos como personal de enfermería y auxiliares", ha dicho el gerente, quien ha apuntado que el cambio de modelo de la UCI responde al hecho de que "desde el instante que admití el cargo de la dirección del Área de Salud de Menorca mi propósito era aportar mi bagaje profesional para introducir cambios en la organización que, desde el punto de vista técnico, considerase oportunos pensando en intentar la mejor asistencia a los pacientes".

    Por otra parte, ha lamentado que las creencias y manifestaciones que se han producido en torno a la resolución tomada por la dirección "se hayan llevado al terreno de la descalificación, el insulto y el ataque personal". "Esta situación no se puede permitir en ningún caso", ha concluido.


    Buscar
    Quizás te interese...