Si se equiparan los datos con 2019, las ventas han sido un 2,3 por ciento inferiores y la utilización, un 6,22 por ciento inferior

    PALMA, 30 Abr.

    El uso en el comercio minorista fue en el mes de marzo un 4,6 por ciento inferior al de marzo de 2020, mes en el que empezó el estado de alarma por el COVID-19, lo que se refleja en las ventas, que este 2021 han sido un 16,2 por ciento superiores.

    De esta manera lo recogen los datos publicados este viernes por el INE (Instituto Nacional de Estadística). Hay que tener en consideración que a mediados de marzo de 2020, el mes con el que se equiparan estos datos, los ciudadanos solo podían adquirir comestibles tras dictaminarse el confinamiento domiciliario.

    En este sentido, si se equiparan los datos con 2019, las ventas del comercio minorista en Baleares han sido un 2,3 por ciento inferiores y la utilización, un 6,22 por ciento inferior.

    En lo que va de año, en el primer trimestre, las ventas han caído un 4,7 por ciento en Baleares y la ocupación un 5 por ciento con respecto a 2020.

    En el conjunto de España, el comercio minorista registró un incremento histórico de sus ventas del 18,1 por ciento en el tercer mes del año en comparación con mismo mes de 2020, poniendo fin a 12 meses sucesivos de descensos interanuales. En la serie corregida, el avance interanual de las ventas del ámbito fue del 14,9 por ciento , en contraste con el retroceso del 6,1 por ciento del mes de febrero.

    Debido a los efectos del confinamiento de marzo de 2020, las ventas de comestibles en el ámbito minorista han descendido un 4,3 por ciento en el mes de marzo de 2021 en comparación con exactamente el mismo mes de 2020, al paso que las del resto de productos se han disparado un 46,8 por ciento , singularmente las del equipo personal (+87,5 por ciento ) y equipo del hogar (+74,4 por ciento ).


    Buscar
    Quizás te interese...