MENORCA, 17 Nov.

    El gerente del Área de Salud de Menorca, Romà Julià, ha indicado este martes que cesará por último al jefe de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Centro de salud Mateu Orfila de Mahón, Ramón Fernández-Cid, al no lograr un pacto que, conforme ha dicho, es "absolutamente técnico, sin matices".

    Julià ha apuntado que se ha reunido en un par de ocasiones con Fernández-Cid este martes y que, pese a que la última propuesta de continuidad solo incluía la premisa del cumplimiento de los indicadores de la Sociedad De España de Medicina Intensiva bajo supervisión de la dirección médica, "la contestación, tras consultarlo con alguien de su confianza, ha sido que no".

    Llegados este punto, el gerente ha asegurado que "el ahínco se ha hecho" y que le agradaría mucho poder llegar a un pacto, "mas frente a la negativa a una propuesta tan técnica y tan asumida, no nos queda otra solución que cerrar este tema".

    "Para recobrar la confianza de Fernández-Cid solo solicitábamos el cumplimiento de esos indicadores", ha dicho Julià, quien, por otra parte, ha indicado que una de las funciones de la dirección médica es el seguimiento de la actividad de los servicios.

    Con relación a la implantación del nuevo modelo asistencial, el gerente ha explicado que la pretensión es que la UCI del Centro de salud Mateu Orfila trabaje sobre los indicadores ratificados por la Sociedad De España de Medicina Intensiva. "Nuestra UCI trabaja sobre una serie de indicadores que están realmente bien, mas debemos entrar en un modelo universal", ha concluido.


    Buscar
    Quizás te interese...