PALMA, 15 Mar.

    El Consell de Govern ha nombrado este lunes a los miembros que integrarán el Jurado de Cesión de Residencias Desocupadas. El jurado es el órgano eficiente para decidir sobre la tasación, la peritación y la fijación del coste justo en los expedientes de cesión temporal del empleo de las residencias desocupadas cuya titularidad corresponde a grandes tenedores, cuando haya discrepancias con relación a el coste justo.

    Conforme ha explicado el portavoz del Govern, Iago Negueruela, este jurado va a ser, por tanto, el órgano que va a decidir sobre el costo que debe abonar el Govern a los titulares de cada una de las 56 residencias desocupadas incluidas en la primera resolución de cesión obligatoria de residencias vacías.

    El jurado va a decidir toda vez que haya disconformodidad entre la propiedad y el Govern respecto de la indemnización que hay que percibir por la expropiación de empleo temporal de estos inmuebles (jamás expropiación de la propiedad) para ser destinados a lo largo de 7 años a alquiler social.

    El Govern, ha añadido, por este primer bulto de pisos desocupados, ha previsto un gasto de 1,8 millones, que supone un pago medio de 391 euros por mes a lo largo de 7 años por cada residencia.

    Conforme ha recordado, todas y cada una de las residencias objeto de la primera resolución estaban anotadas en el Registro de residencias desocupadas de Baleares, que en la actualidad cuenta con más de 700 inmuebles.

    Los grandes tenedores son dueños que tienen y administran profesionalmente en el mercado inmobiliario diez o bien más residencias en el campo de las Islas. Pueden ser objeto de cesión obligatoria las residencias que llevan un par de años o bien más cerradas.

    El nombramiento de los miembros del jurado se hace una vez finalizado el trámite de audiencia a los institutos oficiales de abogados, arquitectos y arquitectos técnicos.

    Del mismo modo, asimismo se han hecho consultas dentro de la Administración de la Comunidad Autónoma, que, en su campo competencial, dispone del personal técnico calificado en la materia.

    La creación del jurado está prevista en el artículo 24 del Decreto 36/2019, que es la regla que asimismo regula las residencias desocupadas, el Registro de residencias desocupadas y el procedimiento de cesión obligatoria de residencias vacías de los grandes tenedores.

    La regla fija que el jurado ha de estar formato por un presidente (una persona diplomada en Derecho, Arquitectura o bien Ingeniería de "prestigio reconocido", con más de diez años de experiencia profesional en el campo público o bien privado o bien en el ejercicio libre de la profesión) y una serie de vocales (un letrado de la Dirección General de la Abogacía de la Comunidad Autónoma, 2 técnicos facultativos superiores, especialistas acreditados en materia de valoraciones de la especialidad pertinente, al servicio de la Comunidad Autónoma, que actúan como comunicantes, un profesional libre agremiado, con experiencia acreditada, en materia de valoraciones, en representación de los institutos oficiales de arquitectos o bien ingenieros, en dependencia de la naturaleza de los recursos o bien derechos para expropiar.

    De esta forma, han sido nombrados como presidente Immaculada Salom Moll, arquitecto del Instituto Oficial de Arquitectos, y como vocales María de los Ángeles Berrocal Candela, letrada, en representación de la Dirección de la Abogacía de la CAIB, Santiago Ribas González, técnico facultativo superior, arquitecto técnico al servicio de la CAIB, que actúa de comunicante, José Francisco Reynés Sancho, técnico facultativo superior, arquitecto técnico al servicio de la CAIB, que actúa como comunicante, y Baltasar Nicolau Massanet, arquitecto en representación del Instituto Oficial de Aparejadores, Arquitectos Técnicos y también Ingenieros de Edificación. Sandra Capllonch Cerdà va a ser la secretaria.


    Buscar
    Quizás te interese...