El pleno del Parlament aprueba el techo de gasto de Baleares para 2022, de 5.176 millones de euros

PALMA, 13 Oct.

El pleno del Parlament ha aprobado este miércoles el límite de gasto no financiero para la Comunidad en 2022, fijado en 5.176 millones de euros, un 9,5 por ciento más que en 2021, con 450 millones más. Se trata del primer paso para la elaboración de los Presupuestos Generales de Baleares.

El techo de gasto se ha aprobado con 30 votos a favor de los partidos que forman el Govern --PSIB, MÉS y Unidas Podemos--, así como el Grupo Mixto, mientras que PP, PI y Vox han votado en contra (21 votos) y Cs se ha abstenido (4).

La consellera de Hacienda y Relaciones Exteriores, Rosario Sánchez, ha comparecido ante el pleno para defender la propuesta del Govern y pedir el apoyo de la Cámara.

Sánchez ha incidido en que las cuentas de 2022 deben permitir movilizar la mayor cantidad de recursos públicos para afrontar el impacto del COVID-19, incluyendo el mantenimiento de servicios públicos "sólidos y robustos" y "la oportunidad única" de aprovechar el impulso inversor de nuevos fondos "para actuaciones palanca para la transformación del modelo productivo".

"Somos conscientes de que las consecuencias sociales y económicas de la pandemia no se han acabado", ha subrayado la consellera, que por ello ha insistido en la importancia de la actuación pública en 2022.

Asimismo, en su intervención, Sánchez ha aprovechado para reivindicar de nuevo la reforma del sistema de financiación autonómica, ya que "sigue provocando desequilibrios" para Baleares.

INCREMENTO EN EL TECHO DE GASTO

El incremento este año se debe en parte a la llegada de fondos procedentes del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia, unos 187 millones de euros, una cantidad que aún podría aumentar más; y de los fondos React-EU, unos 124 millones de euros. De este modo, la previsión es que en total puedan llegar a Baleares a través de los fondos Next Generation 311,7 millones de euros.

Otra de las novedades en cuanto a previsión de ingresos para el próximo ejercicio es la incorporación de los 183 millones de euros previstos como factor de insularidad del Régimen Especial de Baleares (REB).

Por su parte, los recursos del sistema de financiación autonómica representan el 57 por ciento del presupuesto no financiero de la Comunidad, el grueso de los ingresos previstos para 2022, con un total de 2.673,18 millones de euros, algo más de 200 millones de euros --un 7 por ciento menos-- respecto del presupuesto de 2021 por el impacto negativo de la liquidación del ejercicio de 2020, de acuerdo con las cifras provisionales comunicadas por el Ministerio de Hacienda, a pesar de que se ha incrementado el anticipo del sistema de financiación para 2022.

Para 2022 se mantienen suspendidos los límites de déficit, deuda y regla de gasto, una medida extraordinaria adoptada por el conjunto de las administraciones públicas y acordada por el Consejo de Ministros, como ya se hizo para 2020 y 2021, a raíz de la crisis.

EL PP ADVIERTE DEL ESCENARIO DE "INCERTEZA" Y PIDE "PRUDENCIA"

El portavoz del PP en el Parlament, Antoni Costa, ha cuestionado la propuesta del Govern subrayando que "existen enormes incertezas respecto a la recuperación", algo que "invitaría a la Administración a actuar desde la prudencia y responsabilidad, sobre todo si se vive en un país con un 120 por ciento de deuda sobre el PIB".

En este contexto, el PP ha criticado que el Govern plantee el techo de gasto "más expansivo de la historia", "haciendo lo mismo que han hecho siempre, tanto si hay pandemia como si no, obviando los riesgos y tensando la cuerda hasta el límite".

El 'popular' ha pedido no incrementar tanto el gasto para, a cambio, rebajar impuestos, y también ha expresado "estupefacción" por la inclusión en la previsión de ingresos de 110 millones del convenio de carreteras, cuando "no se ha recibido ni un euro desde 2014".

CS SE MUESTRA ESCÉPTICO

Por su parte, el diputado de Cs Juan Manuel Gómez ha explicado que en su grupo son "escépticos" a las cuentas del Govern, considerando que la consellera ha sobreestimado la previsión de ingresos.

Además, Cs ha pedido al Govern una auditoría para "orientar el gasto" y hacerlo "más eficaz", y ha instado a la consellera a que los presupuestos no traigan "un aumento de un solo céntimo en cualquiera de los tributos de la Comunidad".

Desde Vox, Sergio Rodríguez ha criticado que el Govern repita la estrategia de "gastar más e inflar los ingresos" y pedir a la oposición "que apoye su burbuja financiera". "Son ustedes la orquesta del Titanic, que sigue tocando cuando el barco se hunde", ha ironizado.

Desde El PI, el portavoz, Josep Melià, ha mostrado el desacuerdo de su grupo con la política económica del Govern y ha advertido de que el incremento previsto por el Govern terminará generando déficit y aumentando la deuda.

UNIDAS PODEMOS: UN TECHO DE GASTO INFERIOR SUPONDRÍA RECORTES

En la bancada de la izquierda, el portavoz de Unidas Podemos, Alejandro López, ha avisado al PP de que un techo de gasto inferior supondría recortes.

"Las inversiones públicas permiten no sólo mejores servicios para los ciudadanos, sino mejoras en infraestructuras de las que también se nutre el sector privado", ha argumentado. Además, ha considerado que lo que aumentó la deuda pública en el pasado fue "la corrupción y la mala gestión".

MÉS PER MALLORCA PIDE LA REFORMA DEL SFA Y LA PARTE FISCAL DEL REB

Por parte de MÉS per Mallorca, la diputada Joana Aina Campomar ha reivindicado durante su intervención la reforma del sistema de financiación, que "sigue siendo injusto" para Baleares y al que vincula buena parte de la deuda, y ha reclamado también a la consellera que negocie la parte fiscal del Régimen Especial de Baleares (REB), "más urgente que nunca".

Campomar ha avisado de que "los fondos europeos no pueden subsanar una condición territorial tan específica donde la responsabilidad recae en el Gobierno de España".

Por su parte, desde MÉS per Menorca, el portavoz, Josep Castells, ha considerado que se debería hacer un esfuerzo mayor para reducir la deuda, advirtiendo de que la situación es "arriesgada". "Se puede hacer un agujero en nuestras finanzas que puede ser irreversible", ha avisado. Castells ha añadido que el discurso de la consellera "sonaba a la retórica de antes de la pandemia".

Finalmente, el diputado del PSIB Jordi Marí ha subrayado que quieren "una economía fuerte como herramienta para mejorar la vida de las personas".