PALMA, 12 May.

       El presidente del Tribunal Superior de Justicia de les Illes Balears (TSJIB), Carlos Gómez, ha alertado sobre "las deficiencias graves" en lo que se refiere a las edificaciones judiciales en Baleares.

       Así lo ha manifestado a lo largo de su comparecencia, este miércoles, en la Comisión de Temas Institucionales y Generales del Parlament, donde ha expuesto las memorias sobre el estado, funcionamiento y necesidades del TSJIB.

       Gómez, que se ha referido en su exposición a la memoria de 2020, ha desgranado, en una primera parte, los datos estadísticos sobre la actividad judicial en Baleares desde 2017 y, seguidamente, ha explicado su hoja de ruta a lo largo de su presidencia, que empezó en el mes de diciembre del año pasado.

       En este punto, el presidente del TSJIB ha marcado como objetivo "el refuerzo de los puntos más enclenques de la estructura judicial" en las Islas. De esta forma, ha señalado que en lo Contencioso-Administrativo se ha asignado un juez más a cada juzgado, con el propósito de "solventar el cuello de botella a la hora de dictar sentencias".

       Por otra parte, en los juzgados de lo Mercantil se aprobará un auto de refuerzo para abonar más a los jueces en función de que trabajen más. "Como esto es deficiente, desde julio, se van a crear 2 equipos activos con un juez, un secretario de justicia y 2 funcionarios para avanzar en la tramitación de casos", ha explicado.


    Buscar
    Quizás te interese...