IBIZA, 29 Oct.

    El regidor de Sant Antoni, Marcos Serra, ha explicado este jueves que adelantar el toque de queda en toda la isla de Ibiza podría ser una de las nuevas limitaciones que el Govern anuncie en las próximas horas.

    En declaraciones a Europa Press, Serra ha lamentado que ahora su ayuntamiento sea el que registra una de las tasas de positividad de COVID-19 más altas de Baleares y la tasa más alta en la isla de Ibiza.

    "La gente debe mentalizarse de que proseguimos en pandemia y no hay que relajarse. Si no hay cooperación ciudadana, por muchos toques de queda, es imposible", ha declarado.

    Ciertos brotes registrados en familias del ayuntamiento podrían haber provocado ese incremento de casos en Sant Antoni, conforme ha considerado el primer edil. Al no ser una enorme urbe, con escasos casos que se vayan sumando, "el porcentaje es ya elevado", ha indicado.

    El regidor ha explicado que en la asamblea de este miércoles con otros primeros ediles de Ibiza y el Consell se ha pedido que las medidas sean "para toda la isla, que no se hagan confinamientos perimetrales como hasta el momento por el hecho de que no sirven de nada". "En una isla tan pequeña, si recluyes un ayuntamiento, la gente va a otro", ha señalado.

    Serra ha considerado que ahora, si las limitaciones se aplican en toda la isla, no va a ser "tan importante" conocer dónde se registran los focos de contagios en su ayuntamiento, y ha asegurado que hace semanas, cuando se limitó el acceso a parte del núcleo urbano, jamás le notificaron sobre el número de casos que justificaron el cierre de esta área.


    Buscar
    Quizás te interese...