Naviera Armas asimismo solicita otros 100 millones en el fondo público de rescate

    MADRID, 19 Nov.

    El conjunto turístico Globalia ha pedido a la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) un préstamo de prácticamente 240 millones de euros para asistir a la integración de Halcón Viajes y Ávoris, las agencias turísticas de Globalia y Barceló, conforme notificaron a Europa Press fuentes conocedoras de la operación. Naviera Armas asimismo habría pedido otros 100 millones de euros para asistir a reflotar la compañía naviera.

    Se trataría de la segunda ayuda económica pública que pide la familia Noble, dueña del conjunto turístico Globalia, tras haber logrado una inyección de 475 millones de euros para salvar a su compañía aérea Air Europa.

    Este nuevo préstamo, que todavía esta en una fase preliminar de estudio, dejaría reiniciar a las dos compañías el proceso de integración de sus filiales de agencias de viajes que estaba congelado tras la pandemia en la que se debieron cerrar numerosas agencias, lo que paralizó el desarrollo de las negociaciones.

    Los trámites de la operación terminan de arrancar y las dos compañías esperan que el consejo gestor del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas apruebe la operación y reciba el visto bueno del Consejo de Ministros a inicios de año.

    GIGANTE DEL SECTOR.

    La fusión de las divisiones minoristas y mayoristas de viajes de Halcón Viajes y Avoris dejaría la creación de un gigante del campo en España, con 1.500 puntos de venta, una plantilla de 6.000 personas y una facturación superior a 3.700 millones de euros.

    Globalia aporta sus agencias de viajes minoristas, Viajes Ecuador y Halcón Viajes; la red de agencias de viajes independientes asociadas, Geomoon; la mayorista Travelplan; el banco de camas Welcome Beds; la división de viajes corporativos Globalia Corporate Travel; la agencia de viajes y acontecimientos Globalia Meetings & Events, y Globalia Autobuses.

    Por su lado, Barceló, mediante Avoris, incluye las agencias de viajes minoristas B the Travel Brand, B the Travel Brand & Catai; BCD Travel y BCD Meetings & Events y la compañía aérea evelop!, entre otras muchas marcas.

    Los conjuntos turísticos decidieron inmovilizar el mes pasado de junio la operación, que se preveía acabar ya antes de final de año, "hasta el momento en que se normalice la situación". La meta era poder reanudarla "cuando la situación de la pandemia esté más controlada, las agencias comiencen a marchar con normalidad y puedan valorar apropiadamente la situación de los negocios, que han continuados 3 meses cerrados", conforme explicaron a Europa Press fuentes de las compañías.

    Las duras limitaciones de movilidad de la mayor parte de los países de todo el planeta y el caiga de la facturación en verano complicaron la restauración de la actividad turística y de las agencias de viajes. Todavía de este modo, las dos compañías esperan que la ansiada restauración se generará durante 2021. Por este motivo han decidido pedir ayuda a la SEPI para asegurar su aptitud a corto y medio plazo.

    Todavía se ignoran las condiciones que va a fijar el consejo gestor de SEPI para la concesión de este préstamo, mas entre ellas podría estar el reparto de poder en el conjunto e inclusive la presencia del Estado en el consejo de administración de la nueva compañía que brotara de la unión.

    SEGUNDA AYUDA DEL GOBIERNO.

    Esta ayuda es la segunda que recibe el Conjunto Globalia una vez que el Gobierno aprobase 2 préstamos a la compañía aérea Air Europa por un total de 475 millones de euros por medio de 2 préstamos con 6 años como plazo máximo de amortización, en una operación "necesaria" debido al "carácter estratégico" de la aerolínea de España.

    La familia Noble recibiría de esta forma un respaldo público de 475 millones de euros, que se encauzarán mediante un préstamo participativo por importe de 240 millones de euros y de otro préstamo ordinario de 235 millones.

    SEPI va a entrar en el consejo de administración de Air Europa con 2 puestos y va a poder decidir sobre el nombramiento del CEO y sobre posibles regulaciones de empleo en la compañía.

    NAVIERA ARMAS TAMBIÉN SOLICITA AYUDAS.

    La compañía Naviera Armas Trasmediterránea asimismo ha decidido acogerse en el fondo de rescate gestionado por SEPI, al que habría pedido fondos públicos por unos 100 millones de euros, conforme confirman a Europa Press fuentes conocedoras de la operación.

    La compañía canaria reconoció a primeros de mes que trabajaba en un plan de reestructuración de deuda y desmintió que se encontrase en una situación preconcursal. La compañía aseguraba en un comunicado que lo que hace es una refinanciación de sus bonos para conservar su liquidez y optimar su estructura de capital.

    Frente a la afectación de la demanda derivada de la crisis del Covid-19, la compañía explicó que ha comenzado conversaciones con los representantes de los primordiales bonistas para refinanciar o bien remodelar los bonos con vencimiento en 2023 y 2024, algo que aguardaba que fructificase en las próximas semanas.

    Ahora, la naviera ha registrado una solicitud de ayuda a través del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas, gestionado por la SEPI y dotado con 10.000 millones de euros, que tiene como propósito asistir a empresas clave en la economía de España.

    La cuantía final de la ayuda y los términos del rescate van a depender de la evaluación que la SEPI realice de la situación real de la compañía, y del plan de aptitud que la naviera presente.

    El apoyo asimismo podría implicar la designación de consejeros por la SEPI o bien algún género de control para observar la buena administración de las ayudas.


    Buscar
    Quizás te interese...