MENORCA, 13 Ene.

    La consellera de Salud, Patrícia Gómez, ha considerado este miércoles "inadmisible" los retrasos en la llegada de las vacunas a Baleares y ha asegurado que trasladará al ministro de Sanidad, Salvador Illa, la necesidad de que las dosis lleguen a tiempo para poder cumplir el calendario de vacunación.

    La responsable autonómica ha explicado en Menorca que las 6.420 dosis que deben llegar de manera semanal todos todos los martes no han llegado esta semana debido al temporal Filomena y que, conforme está previsto, van a llegar este jueves.

    Este hecho ha motivado que el comienzo del programa de vacunación a los profesionales sanitarios de primera línea se haya podido realizar merced a la dosis que se habían reservado para la segunda dosis a los usuarios y trabajadores de los geriátricos.

    "Comprendo que el transporte por carretera es más simple, mas este hecho hace que tengamos un sentimiento de prudencia", ha manifestado la consellera a lo largo de su visita a Menorca. "Precisamos que lleguen las dosis cada semana y con puntualidad", ha reiterado.

    Gómez ha explicado que, desde este momento, no se van a guardar más dosis. "Si todo va bien, el mes próximo vamos a poder tener vacunados a todos y cada uno de los profesionales sanitarios de primera línea", ha remarcado.
    Además, ha indicado que este miércoles han llegado 600 dosis de la vacuna Moderna de las que no hay previsto un envío semanal sino se mandará 10.000 hasta final del mes de febrero.

    Además, ha puntualizado que la adquisición de vacunas no la hace el Gobierno central sino más bien la UE que sirve las dosis dependiendo de la capacidad de producción de las compañías farmacéuticas.

    "Precisamos que lleguen las dosis cada semana y con puntualidad", ha concluido.


    Buscar
    Quizás te interese...