PALMA, 9 May.

    La Guarda Civil, a través del Seprona, ha efectuado numerosas inspecciones en establecimientos de Baleares que comercializan productos fitosanitarios, levantando hasta 7 actas de demanda.

    Conforme ha informado Guarda Civil este domingo en nota de prensa, las 7 actas de demanda se han interpuesto, entre otras muchas razones, por no contar con de carné de usuario de productos fitosanitarios, no estar anotado en el registro oficial de productores y operadores de medios de defensa fitosanitarios ROPO o bien carecer de registro de transacciones de productos fitosanitarios.

    Las 7 actas de demanda se han interpuesto una vez que los guardas civiles hayan llevado a cabo tareas que han consistido en efectuar acciones precautorias y de investigación dirigidas a la lucha contra la fabricación, comercio ilegal o bien empleo irregular de medios de defensa fitosanitaria.

    De este modo, se han inspeccionado comercios con el propósito de revisar que la venta de estos productos fitosanitarios se haya hecho a labradores y aplicadores profesionales.

    Los guardas civiles asimismo han comprobado que los fitosanitarios en venta estén autorizados por la Autoridad Europea de Seguridad Alimenticia, y no sean productos falsificados que pongan bajo riesgo a los profesionales que los manipulan, la salud del consumidor, los cultivos donde puedan ser aplicados y por último al medio ambiente por la afectación que puedan tener los pesticidas no autorizados sobre la biodiversidad.


    Buscar
    Quizás te interese...