La Eurocámara ha dado luz verde esta semana a los 47.500 millones del fondo de restauración para las regiones

    PALMA DE MALLORCA, 20 Dic.

    La Conselleria de Hacienda y Relaciones Exteriores ha jaleado la aprobación esta semana del fondo europeo REACT-U.S.A., y ha protegido que Baleares he de ser una de las primordiales zonas receptoras, teniendo presente que el reglamento de aplicación plantea "encauzar la inversión velozmente cara donde sea más necesaria".

    Desde la Conselleria han subrayado la singular gravedad de los efectos económicos que ha provocado la pandemia en las islas, en concepto de caída del Producto Interior Bruto, descenso de la actividad y también incremento del paro, criterios por los que comprenden que Baleares he de ser una de las zonas que reciba más apoyo.

    Esta semana, el pleno del Parlamento Europeo aprobaba el programa React-Estados Unidos, el segundo pilar del fondo de restauración que destinará entre 2021 y 2022 un total de 47.500 millones de euros a las zonas de la Unión Europea para contrarrestar las consecuencias de la crisis del coronavirus.

    Desde la Conselleria han indicado que hasta 10.000 millones de euros se van a poner a cargo de las Comunidades españolas, de los que 8.000 millones ya podrían prepararse para partir del año próximo, conforme con el plan presupuestario para 2021 del Gobierno estatal.

    Para las próximas semanas se prevé festejar una Conferencia Sectorial de Fondos Europeos -aún no convocada-, en la que se espera abordar tanto el reparto de fondos como las prioridades de inversión.

    Van a poder optar a financiación todas y cada una los proyectos iniciados desde el 1 de febrero del año vigente y los recursos van a poder gastarse hasta el final de 2023.

    El Govern se ha dispuesto para poder asignar los nuevos fondos a los programas FEDER y FSE, identificando a lo largo de los últimos meses posibles proyectos velozmente ejecutables para encarar las necesidades del COVID-19.

    Desde la Conselleria han avanzado que la mejora de infraestructuras educativas, sanitarias y sociales, políticas activas de empleo, movilidad sustentable y soluciones digitales van a ser ciertas prioridades de intervención para el Ejecutivo, algo que se ha trasladado a las autoridades nacionales y comunitarias.

    Los eurodiputados dieron luz verde a la herramienta con 654 votos a favor, 23 en contra y 17 abstenciones. Es el segundo programa más copioso del fondo europeo de restauración (bautizado como Next Generation U.S.A.), tras el Instrumento de Restauración y Resiliencia (RRF), que va a repartir 672.500 millones entre trasferencias y préstamos.


    Buscar
    Quizás te interese...