PALMA, 2 May.

    La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Baleares juzgará este próximo martes a 2 acusados de presuntamente estafar a una persona en la inmobiliaria que dirigían en Palma.

    La Fiscalía les acusa de un delito consumado de estafa y solicita penas que ascienden a los 8 años de cárcel para los dos. Además, demanda 12 meses de multa con cuota diaria de 20 euros y también indemnizar a la víctima con 2.500 euros.

    Conforme el fiscal, los hechos se generaron en mayo de 2017 en el momento en que una persona asistió a una inmobiliaria de Palma, regentada por los acusados, y manifestó su interés por vender la residencia en la que radicaba y al unísono adquirir otra, por un costo inferior, para quedarse con una parte del dinero de la compra y venta.

    Conforme con Fiscalía, con el ánimo de conseguir un beneficio ilegal, los acusados le ofrecieron una casa que verdaderamente no estaba a la venta.


    Buscar
    Quizás te interese...