La carga de trabajo más alta es la de la jurisdicción de lo Social, con una media de más de 1.000 temas por órgano

    PALMA DE MALLORCA, 4 Dic.

    Los órganos judiciales de Baleares tienen pendientes 80.625 temas al cierre del tercer trimestre de 2020, un 12,9 por ciento más que en exactamente la misma data del año precedente, conforme datos del Consejo General del Poder Judicial.

    El incremento de casos es atribuible al parón de la actividad judicial que supuso la pandemia en el segundo trimestre. Como consecuencia, la media de casos en trámite se eleva a 814,39 temas por órgano, en frente de los 713,88 del año precedente.

    Específicamente, el centenar de órganos judiciales de Baleares comenzaron el tercer trimestre con 78.888 asuntos; de julio a septiembre ingresaron 35.160 (una media de 355 temas por órgano) y resolvieron 33.716 (una media de 340,57).

    Por jurisdicciones, al final del trimestre quedaban pendientes 45.213 temas civiles, 24.011 penales, 8.180 de lo Social y 3.221 de lo Contencioso-Administrativo. La carga de trabajo más alta es la de los Juzgados de lo Social, con una media de 1.168,57 temas por órgano.

    En lo que se refiere a los temas ingresados, se recibieron 17.803 casos penales, 14.401 civiles, 2.281 de lo Social y 675 de lo Contencioso-Administrativo; y se resolvieron 17.175 temas penales, 14.567 civiles, 1.612 de lo Social y 362 de lo Contencioso-Administrativo.

    Baleares se sostiene en este periodo como una de las Comunidades con mayor tasa de litigiosidad, con 31,7 temas por cada 1.000 habitantes, la tercera tras Canarias y Andalucía.


    Buscar
    Quizás te interese...