Tras un año de pandemia, este indicador ha empeorado un 2,5 por ciento en Baleares

    PALMA, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

    Los baleares deben ahorrar a lo largo de 16,1 años de sueldo íntegro para poder comprarse una residencia, más del doble que la media nacional, que se ubica en 7,4 años, conforme el índice de sacrificio inmobiliario que realiza Sociedad de Tasación.

    El último informe de tendencias del campo que ha publicado Sociedad de Tasación considera "excepción" la situación de Baleares, al paso que para el resto del territorio nacional la brecha se encuentra entre los 8,5 años que se precisan en la capital de España hasta los 4,6 de un ciudadano de La Rioja.

    Este índice se calcula desde el cociente entre el valor del mercado de la residencia y los ingresos medios bárbaros anuales que publica el INE. Tras un año de pandemia, este indicador ha empeorado un 2,5 por ciento en Baleares en comparación con dato del primer trimestre de 2020, cuando se ubicaba en 15,7 años.

    LA REGIÓN CON PEOR ACCESIBILIDAD

    De este modo, Baleares es la Comunidad con el peor indicador de accesibilidad, que estima la relación entre el poder adquisitivo real de un ciudadano medio y el teorético preciso para adquirir una residencia. En Baleares es de 50 puntos.

    Un índice de accesibilidad bajo los 100 puntos determina una falta de equilibrio entre el costo medio de la residencia y la capacidad de endeudamiento conveniente para la adquisición de exactamente la misma.

    Sólo otras 2 Comunidades presentan valores inferiores a los 100 puntos: la capital de España (92) y Cataluña (95).

    LA CUARTA COMUNIDAD MÁS CARA

    Con 2.229 euros por metro cuadrado, Baleares se ubica como la cuarta Comunidad más cara, tras la capital española (2.629) Cataluña (2.394 euros) y País Vasco (2.243 euros).

    Se trata de datos pertinentes al cierre de 2020, aunque Baleares no registra ninguna alteración semestral con respecto a junio -al lado de la villa de Madrid, es la única Comunidad donde el coste se ha mantenido estable- y el costo ha aumentado un 0,9 por ciento si se equipara con un año ya antes.

    El índice de confianza inmobiliario -que se forma desde la opinión de profesionales del campo sobre aspectos económicos de las zonas donde trabajan- se ubica en Baleares en un 35,8 sobre 100, bajo la media nacional, que es de 42,5.


    Buscar
    Quizás te interese...