PALMA, 9 Mar.

       El conseller de Educación y Capacitación Profesional, Martí March, ha valorado este martes "la baja incidencia" que el coronavirus ha tenido en las escuelas de Baleares, como los "buenos" resultados académicos de los pupilos en el primer trimestre de este curso a pesar de la pandemia de la COVID-19.

       Así lo ha expresado el conseller a lo largo de su comparecencia este martes en el pleno del Parlament abalear, donde ha hecho una valoración del primer trimestre del curso 2020/21 en los centros escolares.

       March ha hecho una valoración "en positivo, con esperanza y no triunfalista" de lo que ha sido el primer trimestre, y ha señalado "el ahínco excepcional de la Conselleria de Educación y de todos y cada uno de los centros para abrir las escuelas".

       Durante su intervención, ha reconocido el trabajo de todas y cada una de las personas que son parte de la comunidad educativa, cuyo trabajo para conjuntar protocolos sanitarios y reglas educativas ha tolerado que la escuela haya sido un espacio seguro. El conseller ha mentado de forma especial a los pupilos por su "comportamiento ejemplar" que "todos y cada uno de los directivos han reconocido de forma clara y específica".

       A pesar de ser "un curso excepcional" marcado por la convivencia con la pandemia, March ha reiterado que regresar a la escuela "era una necesidad" y que "no era una alternativa, era la opción", algo que ha recordado que se puso de manifiesto hace unas semanas en la Conferencia Sectorial de Educación. "Nuestras escuelas están resistiendo", ha añadido.


    Buscar
    Quizás te interese...