PALMA, 1 Feb.

    La regidora de Bienestar Social y Viviendas del Municipio de Pollença, Francisca Cerdà, ha reconocido este lunes haberse vacunado en frente de la COVID-19, mas ha asegurado haberlo hecho "siempre y en todo momento siguiendo la normativa del Ministerio de Sanidad y el protocolo de la Conselleria de Salud".

    En una conferencia de prensa, Cerdà ha explicado que su vacunación se debe al "trabajo incesante y diario en la residencia", mas no "para tener privilegios a nivel personal".

    Conforme ha indicado el regidor de Pollença, Tomeu Cifre, cuando se comenzó el protocolo de vacunación marcado por el Ministerio, desde la gerencia de la vivienda se manifestó que debían vacunarse tanto el personal sociosanitario, como las personas que entraran al centro de forma frecuente para hacer cualquier clase de administración.

    En este sentido, Cifre ha señalado que se le ofreció ser vacunado, del mismo modo que a la regidora Cerdà, algo a lo que renunció "por cuestiones médicas" y al estimar que podía eludir su trabajo en el centro de forma presencial.

    "Todas y cada una de las acciones que se han hecho desde el principio de la pandemia con relación a la vivienda se han hecho siguiendo rigurosamente la normativa sanitaria que han marcado las autoridades competentes", ha asegurado el regidor.


    Buscar
    Quizás te interese...